Mujer / SANTA CRUZ

SOBRE LOS 500 PUESTOS DE TRABAJO PARA MUJERES QUE ANUNCIÓ AOMA

SOBRE LOS 500 PUESTOS DE TRABAJO PARA MUJERES QUE ANUNCIÓ AOMA

El anuncio sin dudas generó gran expectativa en muchas mujeres y familias, como lo muestran las más de 2000 inscriptas. La minería es uno de los empleos mejor remunerados en la provincia, y la incorporación de mujeres en la actividad podría ser un paso adelante en la igualdad de oportunidades con los varones, teniendo en cuenta que al día de hoy solo el 6,5% del personal minero son mujeres. Una cifra realmente muy baja.
Además, como venimos diciendo hace tiempo, la cuestión de la desigualdad salarial y de trabajo para las mujeres es uno de los elementos fundamentales que las ponen en situación de tener que vivir en la misma casa o bajo la misma economía con quienes las violentan y en muchos casos las terminan matando. La independencia económica de las mujeres es clave para combatir la violencia machista y los femicidios. Por eso insistimos con la necesidad del cupo laboral para las mujeres y trans.
Sin embargo vemos varios problemas en el anuncio que ha hecho la conducción de AOMA y queremos debatirlo con el ánimo que sirva para lograr los mejores resultados para avanzar en la igualdad de las mujeres trabajadoras o desocupadas con los varones.
Lo primero es que según se informó, solo harán el curso presencial con perspectivas de entrar a trabajar 50 mujeres este año, de 2000 que se inscribieron en toda la provincia. Si esa va a ser la metodología y los tiempos, en realidad las 500 mujeres entrarían a trabajar en 4 o 5 años. Muy por atrás de la urgente necesidad de trabajo que se expresó en la inscripción y que se ve en las localidades de la provincia.
En una entrevista que dio Javier Castro, Sec. Gral de AOMA, a la “Opinión Austral”, dijo que “El curso presencial demandará asistencia diaria de 8 horas. En San Julián, la institución sindical tiene un complejo hotelero que permite alojar a 50 personas. Allí, quienes tengan otro trabajo, tendrán que tomar la dura decisión, de seguir o no”. “Lo único que deberán garantizar los municipios es el traslado de las participantes”
Acá vemos varios problemas.
Están muy bien las capacitaciones y son necesarias, pero creemos que las empresas deben contratar a las mujeres inmediatamente y brindarles las capacitaciones correspondientes.
No se le puede pedir a la gente que deje el trabajo para hacer un curso y ver si tienen suerte de entrar a trabajar en 6 meses, cobrando 10 o 12 mil pesos.
De esta forma las empresas se ahorran el periodo de capacitación con las mujeres, cosa que no está ocurriendo con los varones, que son contratados y luego capacitados.
Así, las mujeres que quieren ingresar a la minería, deberán pasar por un periodo de precarización laboral cobrando un subsidio.
Por eso, insistimos que ha quedado en evidencia la urgente necesidad de 2000 mujeres que se anotaron para trabajar en la minería y eso necesita respuestas inmediatas.
El sindicato tiene que pelear para que las multinacionales tomen a las mujeres lo antes posible y sean esas mismas empresas las que pongan el dinero y los recursos necesarios para las capacitaciones.
A su vez, las 2000 compañeras anotadas no deben esperar en forma individual la voluntad de las empresas mineras para ingresar a la industria, deben conformarse en una verdadera bolsa de trabajo para la actividad minera y sus adyacentes, sean empresas de servicios o medioambientales. Deben formarse comisiones en cada ciudad santa cruceña, elegir sus representantes democráticamente y revocables en cada momento.
Por todo los miles de millones de dólares que se han llevado las multinacionales en estos años, deberían otorgar un subsidio acorde a la canasta básica a las 2000 inscriptas hasta que ingresen todas a trabajar.
La minería puede ser una fuente de trabajo mucho más grande de lo que es hoy, pero para eso es necesario que los mineros trabajen 8 horas a cielo abierto, no 12, y 6 horas en subterránea, y que eso se haga sin reducir el salario.
De esa manera podría abrirse un turno más en todos los yacimientos, permitiendo la incorporación de cientos de mujeres a la actividad.
     Creemos que este reclamo de la urgente incorporación de las mujeres a trabajar en la minería debe incorporarse en la discusión paritaria con las empresas, para que todos los trabajadores mineros tomen parte en la resolución de las mismas y empiecen a discutir y tomar en sus manos los problemas que afectan al conjunto del pueblo.

LUCHA MUJER SANTA CRUZ

29 de Julio de 2020

ENLACES DE INTERÉS

PSTU Belgrano 3315, Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CP: 1210) - (011) 4861-4780 - contacto@pstu.com.ar - www.pstu.com.ar