Paremos la persecución a los luchadores

Escrito por pstu

6 octubre, 2016

La negativa de la CGT y las CTA a convocar al Paro Nacional y poner en marcha un plan de lucha unificado, es el pilar central sobre el que se sostiene el plan de ajuste del gobierno macrista y los empresarios. Sin embargo, en algunos lugares del país, los trabajadores logran sacarse de encima a los dirigentes traidores y conquistan delegados, comisiones internas o sindicatos, con el objetivo de plantar resistencia contra los ataques del Gobierno. Esto le representa una piedra en el zapato a las patronales a la hora de intentar llevar adelante despidos, suspensiones u otros recortes a las condiciones de vida de los trabajadores. Por eso, es que se da todo tipo de maniobras judiciales para quitarles los fueros a estos delegados combativos y así poder despedirlos o, como mínimo, tenerlos amenazados ante cualquier señal de resistencia. En el gobierno de Cristina, ya se intentaba amedrentar a los luchadores con la persecución, como ocurrió con la condena a los petroleros de Las Heras. Con el gobierno de Macri, ésto se recrudece. La justicia, que no dudó un segundo en dejar pasar el tarifazo en la luz, tampoco duda en avanzar en las causas contra los luchadores. El fallo de la Corte Suprema, que restringe el derecho a huelga, es una irrefutable prueba de ésto. Tiene muy clara su tarea: garantizar todas las condiciones para que los empresarios lucren cada vez más con la menor oposición posible.

A la vez también se dan ataques físicos directos por parte de los dirigentes sindicales traidores a compañeros que pretenden presentar una alternativa como en el caso del Sindicato de la Carne.

Las organizaciones obreras, empezando por los sindicatos y las centrales sindicales, debemos solidarizarnos y ponerse a la cabeza de la lucha contra la persecución. No podemos permitir que se vulnere el derecho de los trabajadores a organizarse democráticamente.

Entrevistamos a Germán Tonero, delegado de los trabajadores de General Motors de Rosario y militante del PSTU, actualmente perseguido por la empresa.

Germán, contanos que es lo que está sucediendo con las causas que levanta GM para quitarte los fueros.

Germán: Yo fui delegado en otras ocasiones a partir del 2008, renové mandato hace 6 meses. La empresa me inicia un juicio en el 2010, en el cual las causas quedan paradas, y hoy, las reactiva, después de tres años. Esto pasa porque se viene un ataque a los trabajadores de GM. La empresa tiene un proyecto nuevo, el “Cruce”, y además de eso, se está produciendo a ritmos muy acelerados, muy intensamente. La empresa ataca a los que defienden los derechos de los trabajadores. A los trabajadores, los suspende o hace que tomen retiros voluntarios. Quiere reducir personal, porque sale de producción uno de los modelos a fin de año. La empresa dice que le sobra personal, nosotros vemos que no es así, hay una gran cantidad de lesionados, la bronca en la gente se nota. Hablé en los comedores denunciando esta situación y los compañeros aplaudieron demostrando el descontento y apoyando el reclamo. La empresa me ataca a mí para que yo no pueda reclamar por nuestros derechos. En sí, el juicio son causas viejas, de otros periodos, no de éste que arrancó hace 6 meses. En ese sentido, vamos a pedir el cierre de esas causas y que se deje de perseguir a los luchadores, ya que también es el caso de mi compañero Sebastián Romero, quien fue candidato en las últimas elecciones a delegado, la empresa logró organizar un fraude, y aún con el fraude salió en segundo lugar, y esta atacándolo ya que el compañero está lesionado, y por haber sido al igual que yo, candidato a diputado en las últimas elecciones. No lo vamos a permitir.

¿Ésto se enmarcaría también en la situación de despidos en la región?

Germán: Si, ésto se enmarca en todos los despidos que hay. La política del Gobierno Nacional es ajustar y despedir a los trabajadores, y que las empresas y, sobre todo, las multinacionales, sigan sacando sus ganancias del país. La empresa quiere reducir el personal en los meses siguientes. Esto no lo podemos permitir. Realmente, la fábrica tiene un nuevo proyecto, abrió una nueva planta de motores y tiene sectores donde ubicar a todo el personal lesionado. A su vez, reabre las causas contra mí para sacarme los fueros, suspenderme y así, seguir avanzando con despidos o lo que fuese. Estamos acá para tratar de contener toda esta situación, junto al abogado, ex delegado de ensamble, y directivo del gremio, ya que el SMATA me está apoyando en lo legal, dando una lucha contra esta empresa multinacional que negrea a los trabajadores.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Escrito por pstu

6 octubre, 2016

Artículos relacionados

CUTRAL-CÓ: LA VENGANZA DE LAS VÍCTIMAS DEL VACIAMIENTO

CUTRAL-CÓ: LA VENGANZA DE LAS VÍCTIMAS DEL VACIAMIENTO

Un 26 de junio de 1996 (seis años antes de la fecha en que #MaxiYDarío fueron asesinados por el gobierno de Duhalde, Aníbal Férnandez y Solá), el gobernador neuquino Felipe Sapag bajaba a Cutral Có a dialogar con las organizaciones formadas al calor de la lucha, por...

DEBEMOS UNIR LOS CONFLICTOS OBREROS CON PLIEGO COMÚN DE RECLAMOS

DEBEMOS UNIR LOS CONFLICTOS OBREROS CON PLIEGO COMÚN DE RECLAMOS

La carestía de vida afecta a cada hogar en este país, la inflación mensual no da tregua   Mientras las cúpulas de las centrales obreras brillan por su ausencia en los reclamos diarios de recuperar todo lo perdido en estos años, a pesar de ello, se vienen...