Un encuentro sindical unitario fallido, otra oportunidad perdida

Escrito por pstu

11 marzo, 2016

Cuando más se necesita la unidad y la solidaridad para resistir el embate y los golpes del gobierno de Macri y las patronales, nuevamente el sectarismo y el infantilismo se apodero de la posibilidad de gestar un movimiento de lucha y resistencia de los trabajadores y el pueblo en la cual la izquierda combativa tiene un importante rol.
Otra vez las peleas internas del Partido Obrero, PTS, IS, Nuevo MAS y Rompiendo Cadenas se impusieron dejando sin alternativa de lucha a miles de familias obreras que desde el 10 de diciembre estamos resistiendo cada golpe del nuevo gobierno dejando cada día miles de despidos con complicidad de las centrales obreras que dejaron a la intemperie a cada trabajador.
El llamado a un encuentro unitario de trabajadores para coordinar la resistencia al ajuste inicialmente surgió como una iniciativa que comenzamos a trabajar algunos sectores representativos de los trabajadores como ferroviarios, el cuerpo de delegados de la 60, aceiteros y petroleros de SP, entre otros. Lamentablemente, algunos de esos sectores fuimos “borrados” de las reuniones sin explicación alguna, y eso, que había surgido con cierto grado de representatividad en algunos sectores, se transformó en una “mesa chica” de negociación entre partidos, sin ningún criterio de representatividad.

No es casualidad que la pelea interna sea por los roles en una mesa de conducción, seguro necesitan candidatos para futuras elecciones, por eso en esa mesa no estarían las luchas obreras en curso contra los despidos, la inflación, los tarifazos y por aumento en paritarias.
No están en esa mesa porque la resistencia es heterogénea es de un sinfín de nuevos activistas y dirigentes que ante el atropello y la entrega se ponen al frente con sus compañeros en heroicas luchas.
No es casualidad que ninguno de los grandes partidos del FIT puso a disposición sus diputados en la lucha de los petroleros de Chubut que frenaron con movilizaciones masivas 5000 despidos, y tampoco ningún diputado fue a apoyar la lucha de 10 días de la mina Cerro Vanguardia en San Julián, como así los diferentes piquetes en la Patagonia y el más reciente en Tierra del Fuego.

Otra vez los encuentros sindicales de los sectores combativos, en los que el FIT tiene importante responsabilidad, no cumplen la función que deberían porque no están al servicio de la lucha de los trabajadores, su desarrollo y su masividad.
No están al servicio de que se sumen delegados y activistas con mandato de sus bases de todos los sectores para disputar la dirección del movimiento obrero. Para esto es es necesario no sólo declaraciones, sino que al calor de la resistencia se vaya forjando una nueva dirección con un programa obrero, con resoluciones de asambleas y sobre todo con el objetivo inmediato de lograr la masividad de las movilizaciones para derrotar el plan económico de hambre, ajuste y represión de Macri

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Escrito por pstu

11 marzo, 2016

Artículos relacionados

ELECCIONES NACIONALES EN UTA

ELECCIONES NACIONALES EN UTA

El 1 y 2 de diciembre, se realizarán las elecciones en UTA. Se presentarán 3 listas: la Celeste y Blanca, capitaneada por el histórico burócrata Roberto Fernández, actual secretario general del gremio. Mas cercano a la conducción Cegetista de  Daer y Acuña, se...

LA LUCHA DE LOS TRABAJADORES DE LA ENERGÍA

Llevamos años de pérdida salarial en relación a la inflación, que llevaron el salario de los trabajadores de la energía eléctrica -que históricamente tuvimos ingresos relativamente altos- al nivel más bajo. En Edenor, la base salarial no supera los 150.000 pesos, en...